Ultimo Comentario

Puedo usar para el doble picado ...

12/07/2017 @ 10:39:27
por Juan


Hola. Querría conocer tu opinión. En ...

08/04/2016 @ 21:40:48
por Abalo


algo en desacuerdo con este blog, ...

24/11/2015 @ 21:41:53
por ramirez garcia


Buen dia, Estoy pensando de comprar mi ...

06/10/2015 @ 12:04:10
por Pepito


Hay un error en el texto ...

27/09/2015 @ 23:29:18
por daniel


Calendario

Octubre 2017
LunMarMierJueVierSabDom
 << < > >>
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031     

contador de visitas

Anuncio

¿Quién está en línea?

Miembro: 0
Visitantes: 3

Palabras clave (tag)

Ningún tags en este Blog

rss Sindicación

A MAS DE 47.400 PERSONAS LES GUSTA ESTE BLOG.

Bienvenido al Blog "SAXOFONCROMATICO". Este Blog es una ventana abierta al conocimiento, donde si te asomas una vez, no te arrepentirás de volver a hacerlo. En él, se pretende dar respuesta a la curiosidad de aquellos que quieren acrecentar sus conocimientos acerca del Saxofón de una manera fácil y práctica, pues como dijo Paul Bernard, "El conocimiento acrecienta nuestro poder en la misma proporción en que disminuye nuestro orgullo".!!ASOMATE YA!!.

En "SAXOFONCROMATICO". encontrarás lo que buscas.

Oct/02/2014 


A veces no resulta fácil encontrar la definición exacta de una palabra que solemos utilizar los músicos para las POSICIONES ALTERNATIVAS  como es el caso de la palabra TRANQUILLA, pero podríamos definirla como una especie de técnica  especial  en la combinación de posiciones de los dedos, con el fin de obtener una nota o sonido determinado, en otro u otros lugares distintos al reservado para esa nota o sonido en su posición real.

El empleo de estas  “tranquillas” o posiciones alternativas no es nuevo, desde tiempos muy remotos los pastores, en las montañas de Santander fabricaban sus propios instrumentos, pitos, dulzainas, flautas, etc., y ejecutaban las canciones populares empleando todo tipo de posiciones y combinaciones diversas que les permitían, con ayuda del labio, interpretar los diferentes tonos y modos recogidos en el cancionero popular que se transmitía de padres a hijos. El grupo, vamos a decir "artistico", lo componía el Tamboritero y el Pitero. Como es obvio, el pitero era el que tocaba el "Pito", instrumento semejante a la dulzaina, en el que se manejan generalmente tres llaves de las siete que tiene, por lo que precisa de una gran habilidad para tocarlo.

El pitero, pues, utiliza un juego combinado de las llaves, que le permite ejecutar los más difíciles pasajes y melodías y que con las simples posiciones reales esto le sería prácticamente imposible.Vemos pues que, el empleo por estos músicos de estas posiciones alternativas era habitual, les resultaba además muy útil, las sabían de memoria, eran músicos de oído, de alma, de corazón. A pesar del paso del tiempo, y el avance de la tecnología en la fabricación de instrumentos más perfectos, dicha técnica (empleo de posiciones alternativas),se sigue utilizando en nuestros días, aunque no lo suficiente, en los diferentes instrumentos de viento. En el caso del saxofón, clarinete, etc, sigue siendo necesario el empleo de posiciones alternativas propias, porque no se ha superado, en su fabricación, las imperfecciones técnicas de que adolece, como para dejar de utilizarlas. El saxofón es en el registro grave y en el agudo muy imperfecto todavía, de ahí que estos inconvenientes mecánicos, que limitan la ejecución, precisen del conocimiento, estudio, y aplicación de tranquillas, para dominar la técnica de la digitación en su totalidad y en toda la extensión del instrumento.

El prestigioso saxofonista frances Daniel Deffayet, paradigma del sonido clásico y de depurada técnica, no solo las empleaba sino que las recomendaba a sus alumnos. Las posiciones alternativas o tranquillas, son muy útiles para facilitar la ejecución de determinados pasajes, pero sin embargo, muy poco conocidas por los saxofonistas. Asimismo, hay que significar, en contra de la opinión de otros expertos, y para evitar malos entendidos, que no es aconsejable o conveniente (salvo casos muy excepcionales), utilizarlas con el fin de conseguir una mejor afinación de determinadas notas. Las indicaciones que se hacen de estas posiciones alternativas en el Método “SAXOFONCROMATICO”, del Profesor Antonio Juárez Bayón, establecen la posibilidad de producir la nota deseada, pero la nota debe ser oída y sentida previamente por el saxofonista para encajar su afinación. Por lo tanto, tienen un carácter pedagógico y orientativo, con el fin de que el saxofonista las conozca, las estudie y las pueda utilizar cuando proceda, pues se da el caso de que algunas partituras están plagadas de llaves y número de dedos a utilizar, etc., para ejecutar la nota, lo cual dificulta la lectura y además no dejan al interprete la libertad de utilizar la posición más adecuada para cada pasaje concreto.

Por lo tanto, opino que es el instrumentista el que conociendo y dominando toda esa gama de posiciones alternativas que existen, el que debe utilizar la más conveniente en cada caso, sin que necesidad de anotaciones al respecto en la partitura. Visita el siguiente enlace.
Saludos. 

Pulsa encima para añadirlo al artículo (portad10.jpg)
 

 

Admin · 404 vistas · Escribir un comentario

Sep/15/2014 

En el presente artículo, como ya anuncié al hablar de la boquilla, pretendo exponer previamente, una breve reseña histórica sobre uno de los complementos que forman el “SETUP” del saxofón como es la caña.

El cultivo de la caña, requiere, entre otras cosas, que el lugar donde se produce reúna ciertas cualidades específicas en los elementos que intervienen como la propia tierra, el clima, el sol, el viento, etc., para obtener una buena calidad de caña. Uno de los lugares que reúnen estos requisitos para su cultivo es al pie de los Andes, en Mendoza (Argentina). En el cultivo de la caña, no se deben de utilizar fertilizantes ni pesticidas, pues podrían alterar la calidad de la misma.

La Caña o lengüeta convencional
, Este tipo de cañas tanto tanto para el  saxofón como para el clarinete, están fabricadas, generalmente de caña procedente es esas zonas de Argentina, que una vez debidamente culminado el proceso de crecimiento y maduración, se selecciona y se deja secar al sol y en sitio fresco durante un periodo mínimo de 30 días. A continuación, se corta en tubos que se almacenan debidamente colocados en un depósito por un tiempo mínimo de 18 meses. Así pues, desde su cosecha hasta que se comercializa pueden transcurrir, como hemos visto, más de 4 años.

Para su fabricación, los expertos en ello seleccionan la materia prima y la clasifican en lotes, pues no se olvide que cada cosecha o recogida, presenta sus propias características, de ahí que unos lotes salgan mejor que otros y de ello dependera la calidad de la caña una vez elaborada. Algo similar a lo que ocurre con la cosecha de uva, que cada año puede variar la calidad del vino.

Una vez ha pasado el periodo de curación se utilizan diferentes tecnologías y técnicas en su elaboración, obteniendo así variados modelos dentro de las diferentes marcas comerciales. En la caña, podemos distinguir dos partes muy diferenciadas, una llamada talón que es la más gruesa. Esta parte ocupa aproximadamente la mitad de su longitud, y es por donde queda sujeta a la boquilla a través de la abrazadera. Luego tenemos la parte biselada que termina en punta muy fina. Esta parte es la más delicada y la que realmente produce el sonido. Los diferentes lotes y modelos de los que he hablado, se hallan clasificados por escalas o numeraciones estándar que pueden ir del 1 al 6, etc, dependiendo de su mayor o menor biselado o raspado, de ahí su menor o mayor dureza, siendo uno de los modelos más fabricados y utilizados en el mercado, el conocido como modelo de raspado clásico y corte francés, ya que se le atribuye extrema fuerza y pureza de sonido gracias a su punta muy fina.

Sin embargo, esta numeración no es estándar, pues el nº 2 de una determinada marca, puede ser mucho más blanda que el mismo número de otra marca y viceversa, debido a los intereses comerciales, etc., pero que sin duda perjudican, con ello, a los usuarios o consumidores de este delicado producto a la hora de elegir con seguridad la más adecuada a nuestras necesidades o exigencias.

Cañas Sintéticas.-
Este tipo de cañas se comienzan a fabricar en el siglo XX, en polímeros plásticos y fibras de vidrio y se ha conseguido obtener la misma rigidez y ligereza de las cañas comunes. Las Ventajas de estas cañas, entre otras, son las siguientes: No se afectan por los cabios climatológicos; son mucho más duraderas que las cañas convencionales; son más resistentes al paso del tiempo y no necesitan ser humedecidas para tocar. Sin embargo según opiniones mayoritarias, nunca han alcanzado el timbre y la dulzura de sonido que producen las cañas convencionales.

Espero haber podido ayudaros a conocer algunos aspe ctos más sobre un complemento del saxofón, de primordial importancia, como es la caña o lengüeta y que tantos inconvenientes presenta a los saxofonistas a la hora de elegir la más apropiada. No olvides, que las cañas convencionales son delicadas y requieren un cuidado especial. Además, las que pueden ser buenas para uno, pueden ser malas para otro y viceversa. Ánimoooo….

    

     

 
 

Admin · 393 vistas · Escribir un comentario

Jul/03/2014 

Los músicos a veces debaten sobre si el acabado de los saxofones influye o no en el timbre y sonoridad del saxofón, sin llegar a conclusiones que puedan determinar que un saxofón plateado suena mejor que uno dorado o viceversa, y no llegan a ponerse de acuerdo  porque entran en juego infinidad de factores que hacen precisamente que la opinión saxofonística este dividida. Unos optan por saxofones plateados y otros por saxofones dorados respondiendo más bien a los gustos estéticos de cada uno, que a otros motivos de carácter técnico.

En la fabricación de los instrumentos, el acabado de un saxofón implica el uso de diferentes técnicas y el empleo de una serie de metales, lacas y selladores líquidos sobre el tubo o cuerpo del saxofón y sus llaves con los que se consigue su acabado final.
Según algunos profesionales del saxofón, se han hecho pruebas con una misma marca y modelo de saxofón con diferentes acabados empleando para ello, la misma boquilla, caña y abrazadera y dicen que la sonoridad y el timbre varía según el acabado del saxofón ( dorado, plateado, niquelado, etc.). Incluso el comerciante de instrumentos SaxForte dice, que los instrumentos lacados tienen un sonido un poco más cálido que los instrumentos bañados en oro o plata, porque la laca aplicada en los saxofones altera su sonido ligeramente, dependiendo además de la cantidad de barniz que se aplique.

Tipos de acabado que pueden darse en el saxofón y sus características:

Saxofones plateados.- Este tipo de saxofones, son más resistentes al desgaste que los lacados dorados, porque la capa de plata va adherida al latón por electrolisis. Sin embargo salen mancha y se oxidan antes que los lacados en oro, pero con pasarles un limpia-plata quedan como el primer día. Selmer fabrica saxofones de plata maciza pero estos están más enfocados al clásico y son mucho más caros. Lo que si admite una mayoría muy considerable de profesionales es que el acabado plateado es muy duradero y además envejece mejor. Esos mismos expertos dicen que estos saxofones producen un sonido más oscuro, centrado y menos envolvente pero con mayor proyección que los saxos dorados.

Saxofones dorados.- Conviene no confundir los saxofones bañados en oro con los lacados en oro. El baño en oro por el mismo sistema de electrolisis que se utiliza para el plateado, es tan duradero o más que el de plata, a pesar de ser el oro un metal más blando que la plata. Este tipo de dorado de verdad (con baño de oro) suelen llevar primero un baño de rodio, pues el oro no se adhiere directamente al latón, y es un baño muy sólido y duradero, porque tanto el rodio, como el oro son inoxidables. Se puede pedir a Selmer París el saxo bañado en oro por el mismo sistema de electrolisis que se emplea para el plateado.

Los saxos dorados que vemos comúnmente, son lacados, no llevan oro, es una capa de laca dorada (pintura) es el acabado más corriente y más barato, y el que por cierto menos dura. De modo que el roce les afecta mucho antes quedando el bronce o el latón al descubierto relativamente pronto. Es decir, que por muy bien hecho que esté un lacado, no deja de ser una capa de pintura que más pronto que tarde saltara. De hecho, en cuanto se cae la laca el saxo toma ese color de latón oxidado mate y oscuro. Sin embargo estos saxofones lacados, son de tono suave, brillante y envolvente y menos sucios que los plateados.

Saxofones niquelados.- Suelen estar acabados por el mismo sistema de electolisis que los bañados en oro o plata y son muy resistentes al desgaste porque llevan una capa más gruesa que los plateados y dorados, de ahí su uso generalizado en las bandas militares y charangas. Su sonido es metálico y duro. Las marcas más usadas de este tipo de acabados son Keiwerth, SML-King Masrigaux.

Otros acabados.-

Tambien hay saxofones acabados en Níquel y Cromo, otros de Níquel negro con llaves doradas que resultan muy atractivos a la vista. Los lacados en colores metálicos, rojo, azul, verde, etc. con las llaves doradas o niqueladas. Saxofones de colores metálicos con llaves doradas. Saxofones conocidos como vintage que están acabados en laca mate con aguas oscuras imitando los viejos saxos pelados. Pero estos últimos no deben confundirse con los denominados “aggiornadamente” vintage. Es decir algo antiguo, legendario, prestigioso, que ha envejecido aleatoriamente con el tiempo quedado del color natural del latón.
Estos saxofones se suponen tienen una particular sonoridad o carácter onda retro, entre los que se pueden encontrar el Mark VI, Super-Balanced, Conn y otros.

Influencia del acabado en el sonido.- La opinión generalizada, apunta a que solo llega a un 4 % la influencia que puede tener el acabado en la sonoridad, timbre y proyección del sonido, pues en la producción del sonido, el 70 u 80% depende del saxofonista, el 15 al 30% de la boquilla, caña y abrazadera y el resto de otras circunstancias como la marca y tipo de saxofón. Por consiguiente en mi modesta opinión la diferencia entre un saxo plateado y uno dorado por electrolisis, es prácticamente inexistente, aunque tengo que decir que yo personalmente me inclino por el plateado por cuestión de gusto y si puede ser un Mark VI cinco dígitos mejor, porque este tipo de saxofones son indestructibles y de lo mejorcito que ha sacado la casa Selmer-Paris.

La cuestión de lacados y relacados, eso ya es otra historia. Parece pues que no es tan sencillo establecer una regla clara sobre si afecta o no y de qué manera el acabado del saxofón al sonido, porque como se suele decir sobre gustos no hay nada escrito y por tanto os toca a vosotros decidir el tipo de saxofón que mejor pueda satisfacer vuestros gustos y aspiraciones una vez que los hayáis probado. Saludos.

Pulsa encima para añadirlo al artículo (40010.jpg)

 

Admin · 2419 vistas · 1 comentario

Jun/09/2014 

El saxofón, es como reconoce la mayor parte de los saxofonistas clásicos, y así lo vengo repitiendo en otros artículos, un instrumento muy imperfecto todavía en cuanto a tecnología se refiere en su parte más grave, es decir, en la zona comandada por el dedo meñique de cada mano.

No obstante, y casi un siglo después de su invención, en 1935 se produce una innovación de gran utilidad, como fue la conexión entre sí de las llaves comandadas por el dedo meñique de la mano izquierda. Sin embargo, los inventores y fabricantes no le han dotado a este instrumento todavía, de las posibilidades que tiene el clarinete, pues mientras que en este instrumento el dedo meñique de la mano derecha gobierna cinco llaves, en el saxofón solo se utiliza para dos, lo cual no deja de ser, a día de hoy, un atraso y un gran inconveniente. Esperemos que en un futuro no muy lejano estos problemas tecnológicos puedan ser resueltos.

La digitación en el registro grave.- Como consecuencia de esas deficiencias técnicas, resulta muy difícil ejecutar con cierta naturalidad y comodidad por la parte más grave del saxofón y sobre todo a velocidades altas. Si además añadimos la dificultad de producir esas notas con relativa facilidad, la cosa se complica aún más. Puede servir como ejemplo de ello el caso del pasaje de la obra “El Caserío” de Jesús Guridi, de 1935, cuando aun el saxofón no tenía la conexión entre sí de las llaves gobernadas por el meñique de la mano izquierda. Las dificultades que entraña ejecutarlo limpiamente son grandes y conocidas por todos los saxofonistas clásicos. No obstante estas dificultades pueden resultar muy aliviadas si el saxofón dispone de la doble llave (Re#/Mib) comandada por el dedo corazón de la mano derecha (Algunos Mark VI).

Estos inconvenientes de carácter técnico, conocidos también por los compositores, han sido en cierto modo una barrera para ellos, que de buen agrado hubieran escrito más para la parte grave de este instrumento y sin embargo no lo hicieron ni lo harán a mi juicio, a pesar de la dulzura y suntuosidad del sonido del saxofón en este registro, mientras no aparezca una nueva invención que resuelva el problema mencionado.

Pero de algún modo, el estudio constante y el ingenio han suplido y han de suplir en lo posible estos inconvenientes, de ahí que los saxofonistas avispados partiendo del principio de utilización de todos los recursos posibles, utilicen otras alternativas para resolver alguno de estos problemas, como las indicadas en el Método del Profesor Antonio Juárez Bayón, ante la carencia de dobles llaves que faciliten la resolución de estos pasajes difíciles y de algunos trinos como es el caso de Si-(Do#/Reb) o Si-(La#/Sib) graves.

La digitación en el registro agudo.- En este registro, ocurre en cierto modo algo similar, pues para ejecutar ciertos pasajes resulta francamente difícil si no se ha estudiado este registro en profundidad y se emplean además todas las posiciones alternativas o tranquillas, si queremos obtener rapidez y limpieza en la ejecución de los mismos.
Algunos saxofones gozan de doble llave para el (Re#/Mib) agudos, comandada por la mano derecha, lo que facilita enormemente la digitación. Pero aun así, aquí más que nunca, sigue siendo necesaria la utilización de todas las posiciones alternativas que se conozcan y sean susceptibles de ser empleadas, siempre que no perjudiquen el sonido ni la afinación, para evitar lo que hacen algunos saxofonistas con cierta frecuencia. Es decir, la transportación a la octava inferior de aquello que no pueden ejecutar en el dicho registro.

Hay que desechar de plano, la teoría que defiende que el saxofonista tiene que evitar llegar a las notas más agudas para preservar la naturalidad del sonido propio del saxofón. Teoría con la que no estoy de acuerdo, porque la naturalidad del sonido del saxofón lo es en toda su extensión, desde el Sib grave (La en algunos modelos), hasta el Fa# agudo (Sol en algunos modelos), porque también, admitir esta tesis es tanto como renunciar a utilizar todo el registro agudo y además cerrar la puerta al sobreagudo.

Defender esa teoría sería tanto como negar a saxofonistas tales  como  Arno Bornkamp (Figueres I ),  y  Otis Murphy entre otros, la utilización de los sonidos sobreagudos. No digamos en el caso del alemán Sigurd M. Rascher, al que debemos su extraordinaria obra en pro del saxofón clásico en su calidad de maestro indiscutible de los sonidos sobreagudos. Pero es más, sería algo así como rechazar los avances pedagógicos y tecnológicos, que tantos años y esfuerzos han costado para dejar atrás esa técnica y esa digitación pobre y rutinaria. Saludos amigos. 

Pulsa encima para añadirlo al artículo (portad10.jpg)

 

Admin · 430 vistas · Escribir un comentario

Mayo/10/2014 

¿Existen saxofones conocidos como “raros”?..

Sí, .claro que sí. Estos prototipos llaman la atención por diferentes motivos: unos por el material en el que están fabricados, otros por su forma, tamaño, afinación, etc., etc. Además, son muy escasos y por ello poco comunes, de ahí que la inmensa mayoría se halle en posesión de los coleccionistas.
Entre estos prototipos, cabría citar como “saxofones raros” los siguientes:

1.- Saxofones de “bambú”.- Estos los podemos encontrar en la isla indonesia de Célebes y en países como Jamaica o Argentina. Son saxofones generalmente rectos con el tubo o cuerpo formado por cilindros de diámetros progresivamente mayores unidos entre sí. Algunos tienen campana, que suele ser de coco, calabaza o cuerno. No tienen llaves metálicas, aunque con las tecnologías actuales, no se descarta que puedan tenerlas algún día. No obstante, decir que algunos modelos recientes tienen llaves de bambú para las notas graves y están afinados en Sol, en Fa y en Do, dependiendo del modelo.

2.- Saxofones “parabólicos”.- Son aquellos saxofones, que a diferencia de los actuales, tienen el tubo en forma de cono parabólico. En el siglo XIX todos los saxofones tenían forma de cono parabólico.

3.- Saxofones "Saxie".- Es un tipo de saxofon del que solo existen dos en todo el mundo, tiene seis agujeros y dos llaves pequeñas cerradas , esta afinado en Mib. es muy pequeño y rudimentario. Además, es de un solo cuerpo (tudel, tubo y campana estan soldados). Uno de ellos esta en Frankfurt y el otro en Dakota del Sur.

4.- Saxofones "Slide Saxophone".- En estos saxofones, para pasar de una nota a otra se utiliza una especie de vara vertical o deslizador de sonidos y como en el trombón, la variación de la entonación es infinita. Carece de llaves excepto la de octava. El tudel es curvo y el tubo es cónico y recto hasta el final. Si quieres verlo y oirlo, un reconocido interprete, en la actualidad, de este tipo de saxofón es Arno Bornkamp.

5.- Saxofones “ melódicos”,- Son saxofones que están afinados en Fa o en Do, según el modelo.

6.- Saxofones altos “Mark VI”.- Lo que les hace raros, es que se fabricó una serie de esta marca que llegan por abajo hasta el La grave y porque solamente se fabricaron 200 ejemplares en 1970.

7.-Saxofones “sopranísimos”.-Estos se hallan a una 8ª por encima del soprano, y son los únicos que tiene una llave de octava en la boquilla debido a su reducido tamaño. Fueron fabricados por Benedikt Eppelshein en Alemania allá por 1922.

8.- Saxofones de “varas”.- Son saxofones rectos fabricados por Sax Company en las versiones de (soprano y tenor, alto y barítono).

9.- Saxofones conocidos como “Tubax subcontrabajo”.- Son los más bajos que existen y se han sido fabricados por Eppetshein.

10.- Saxofones conocidos como “Conn-O-Sax”.- fueron fabricados allá por 1928, son rectos, de tudel ligeramente curvado y campana esférica. Están afinados un tono más arriba que el Saxo Alto convencional.

11.- Saxofones “Autocromo”.- Se trata de un doble saxo soprano y es uno de los últimos inventos llevado a cabo recientemente en Bélgica.

12.- Saxofones Grafton.- Son de plastico de color marfil, fabricado en Inglaterra y fue utilizado por Arnold Ross y por Charlie Parker allá por los años 1950 a 1967. Como curiosidad os diré que el Grafton de Charlie Parker han paagado por él 180.000 dolares.

Significar que algunos de estos prototipos (Autocromo, Conn-O-Sax, etc.) no son considerados por algunos profesionales, como saxofones propiamente dichos. Sin embargo otros, los consideran como tales, al estar íntimamente relacionados con el saxofón inventado por Adolphe Sax.
En cualquier caso no deja de ser interesante la gama de saxofones que existe y que mucha gente, incluso profesionales, no conoce.

¿Sabías, por ejemplo, cuanto miden los saxofones y como han evolucionado?.
Pues sus medidas son estas: Soprano (0´45 mt.). Alto (0´68mt). Tenor (0´85 mt). Barítono (1´05 mt) Bajo (1´50mt). Contrabajo (2´10 mt), y en los últimos 80 años, el saxofón en sus diferentes marcas y modelos, ha evolucionado mucho en cuanto a su mecanismo y ergonomía se refiere, pero que no es lo suficiente.

¿Sabias si el saxofón, tras su invención, tuvo una pronta aceptación en España?.-
El saxofón de Adolphe Sax, dada la fuerza y el interés con que fue acogido en Francia, pronto llegaría a España y según algunos documentos de la época, lo hizo precisamente entre 1850 y 1859 en el Bazar conocido como Casa España en Barcelona, quien lo expuso en el escaparate causando la admiración de cuantos lo contemplaban por su hechura característica en forma de “U” en la parte inferior. Pronto fue adquirido por algunos particulares y por la Banda Municipal de Málaga en 1859, la primera por cierto en incluirlo entre su instrumental. Por tanto el saxofón llego muy pronto a España lo que motivo al compositor y director de Banda D. José Mª. Beltrán y Fernández a ser el primero en escribir en 1871 el primer método de saxofón conocido como “Método Completo de Saxofón”. Saludos amigos y no olvideis visitar mi blog.

Pulsa encima para añadirlo al artículo (saxofo10.jpg)                         

 

Admin · 502 vistas · Escribir un comentario

Página precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  Página siguiente